sábado, 30 de octubre de 2010

Un nuevo orden mundial naciente

Diario Ciudad Caracas/ M.A. Guzmán Gómez.-A ningún gobierno de la añeja política, todos genuflexos a los EEUU, se le ocurrió siquiera acordar con “su” imperio la construcción de, al menos, una modesta fábrica de palillos… Nunca hubo la más mínima intención “bilateral” para instalar, en Venezuela, industrias, fábricas y menos universidades ni nada que tengan que ver con el desarrollo nacional, cultura o educación (sólo con Bielorusia, Siria, Portugal, China e Irán se estudia, en este gobierno, crear mas de 100 empresas mixtas…).
EEUU “aprovechó” todo el siglo XX para instalar y/o avalar cuanta dictadura se le ocurrió y demás gobiernos sumisos en toda la región, supeditados a sus caprichos imperiales de cómo exprimirles, cual vampiro insaciable, los recursos naturales a los países latinos y propiciar la vil expansión de la más espeluznante miseria en casi todos los pueblos suramericanos, centrales y del Caribe.
Por el contrario, nunca como ahora, Venezuela había tenido antes tanta “cancha” internacional, a fuerza de pura dignidad, soberanía indeleble a ultranza y coraje patrio. La personalidad revolucionaria diáfana, franca, sin titubeos y sobremanera con criterios bien intencionados del presidente Chávez han sido “las llaves” para abrir, cada vez que viaja, las puertas diplomáticas de los sinnúmeros de países cada vez más amigos solidarios y con enormes deseos de cooperar en todo lo bueno que les planteamos, pensando siempre en el mayor y mejor bienestar que siempre se han merecido nuestros pueblos. ¿Qué presidente, antes, había comprometido a tantos países bilateralmente para el bien de ambas naciones?…
Con los viajes productivos del presidente, hasta muchos venezolanos saben, ahora, dónde queda Ucrania, por ejemplo…
La felicidad de la humanidad descansará en este Nuevo Orden Mundial naciente!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios serán publicados una vez moderados.